El snowboard se estrena en los Juegos Paralímpicos

0
6
  • Urko Egea durante un entrenamiento en Sochi. FOTO: MIKAEL HELSINGEl circuito ha cambiado a última hora y es más corto y más técnico
  • Sólo compiten personas con discapacidad en un miembro inferior
  • La modalidad boardercross está incluida dentro del esquí alpino

MARCA – Este viernes, a las 06.30 hora española, las pistas de Rosa Khutor acogen un momento histórico. Por primera vez, el snowboard forma parte del programa paralímpico y se estrena con la disciplina boardercross en la que participan tres españoles: Urko Egea, Aitor Puertas y Astrid Fina. Eso sí, debuta como una prueba más dentro del esquí alpino y no como deporte.

Urko, que sufrió un amputación tibial (por debajo de la rodilla) tras sufrir un accidente de moto en 2006, es uno de los pioneros en España. Llegaba a esta cita con el objetivo de quedar entre los 15 primeros pero, tras un problema con su tabla -se pudrió cuatro días antes de competir y fue toda una odisea conseguir una nueva- el rider vasco tiene sus dudas.

«La tabla es el mismo modelo, aunque un poco más grande, y en los entrenamientos me he notado raro. La antigua la tenía cedida y a ésta tengo que hacerle aún ajustes», explica.

Además de tabla nueva también tendrá el hándicap de enfrentarse a un circuito nuevo porque la organización lo ha cambiado a última hora.

«Ahora es más técnico. Han metido ocho curvas y muchas figuras. No hay espacios de transición y es más corto», cuenta.

Los cambios tampoco han gustado a Aitor Puertas. «No se parece en nada al que habíamos estudiado semanas antes. Además, la pista está más pensada para amputados tibiales que femorales, que hemos volado en alguno de los obstáculos», dice Aitor, cuya amputación es femoral también por un accidente de moto.

La única que parece contenta con el cambio es Astrid Fina: «Es rápido pero puedes controlar la velocidad y es accesible. Creo que me va a salir bien».

Diferencias con los olímpicos

En su modalidad paralímpica, el boardercross consiste en tres bajadas, de las que se cuentan los dos mejores tiempos, y en lugar de hacerlas de cuatro en cuatro, como en los olímpicos, bajan de forma individual.

Esta vez, además, sólo pueden participar deportistas cuya discapacidad sea en un miembro inferior, lo que ha provocado que se haya quedado fuera el español Adrián García, y compiten en igualdad de condiciones los que tienen una amputación de pie, tibial o femoral.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here