Sergio Ibáñez y Daniel Gavilán, quintos en el Grand Prix de Tashkent

0
14

Los judocas españoles pierden el combate por el bronce en la última competición internacional del año. Álvaro Gavilán, séptimo.

Jesús Ortiz / dxtadaptado.com

Sensación agridulce para la selección española de judo para ciegos en la primera jornada del Grand Prix de Tashkent (Uzbekistán), la última prueba del año. Sergio Ibáñez y Daniel Gavilán se han quedado muy cerca de las preseas tras perder en el combate por el bronce y han finalizado en la quinta posición. “han competido muy bien, pero nos queda un sabor amargo porque las medallas se nos han escapado», ha lamentado el técnico español, Alfonso de Diego.

Gavilán, que regresaba a la categoría de -60 kilos nueve años después de su última competición, ha cuajado un buen torneo. Debutó con un triunfo por ippon frente al kirguís Baktyiar Musa Uulu, pero en segunda ronda cayó con el kazajo Anuar Sariyev. En la repesca se impuso por ippon al uzbeko Fazliddin Odilov y al georgiano Zurab Zurabiani, y en la pelea por el bronce no pudo con el kazajo Olzhas Orazalyuly, campeón del mundo en 2018.

«Lo suyo ha sido una apuesta arriesgada por las fechas en las que estamos, ya que solo quedan tres pruebas clasificatorias para los Juegos Paralímpicos. Ha bajado ocho kilos en poco tiempo y ha estado a un buen nivel, ganando tres combates. Suma 120 puntos y si en los dos siguientes campeonatos saca medalla, tiene muchas opciones de estar en Tokio 2020», ha asegurado el seleccionador. En la misma categoría, el onubense Borja Pahissa perdió con el mongol Uugankhuu Bolormaa.

En -66 kilos, Sergio Ibáñez, que llegaba a Uzbekistán después de conquistar una plata en el Mundial en Fort Wayne-Indiana (EE.UU.) y un bronce en el Europeo de Génova (Italia), también ha rozado el podio. Ganó por ippon al ruso Artem Merkulov, aunque luego fue superado por el argelino Sid Ali Lamri, subcampeón del mundo el año pasado. En la repesca venció por ippon al taipeiano Shao-Hao Chang y al mongol Munkhbat Aajim. Pero en el combate por el bronce cedió con el ucraniano Davyd Khorava.

«Ha hecho una competición buena, esta vez ha vencido al mongol que hace unos le ganó en la final del Mundial. Lleva tres pruebas en esta categoría y está arriba, entre el sexto y el séptimo puesto, así que puede lograr la plaza para los Juegos Paralímpicos si lo hace bien en los dos torneos que quedan», ha añadido De Diego. En -66 kilos, el sevillano David García no pudo con el portugués Miguel Vieira.

Y en -73 kilos, Álvaro Gavilán ha acabado en la séptima posición. El madrileño arrancó muy fuerte, ganando al francés Lois Leger y al luso Rubén Gonçalves, pero después perdió en la técnica de oro con el ruso Vasilii Kutuev, que a la postre se llevaría la plata. En la repesca ganó al lituano Osvaldas Bareikis, aunque el gerogiano Bachuki Shelia le privó de meterse en la lucha por el bronce. «Lo importante es que están compitiendo de tú a tú con los mejores y quedando entre los ocho primeros», ha recalcado el entrenador español.

Este martes entrarán en acción el navarro Íñigo Gerbolés (-100 kilos), la vallisoletana Marta Arce (-63 kilos) y la malagueña Carmen Herrera (-70 kilos), que regresa al tatami tras más de cuatro años sin competir internacionalmente. Para el próximo año quedarán solo dos pruebas, en Inglaterra y en Baku (Azerbaiyán), para que cierre el ranking y se conozcan las plazas que obtiene España para Tokio 2020.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here