Muiño y Alejandro Zarzuela, en el quinteto ideal de la Champions Cup

0
0
Prensa Fundosa ONCE

Prensa Fundosa ONCE. Después de tres días de pasión por el baloncesto en silla de ruedas, el Lahn-Dill derrotó en la gran final al Galatasaray por 65-79, con lo que los alemanes han conseguido su quinto título en la competición europea más importante de clubes, después de los logrados en 2004, 2005, 2006 y 2008.

Este partido fue presenciado por miles de espectadores en el grandioso Pabellón Sinan Erdem, la mayoría de ellos apasionados aficionados del Galatasaray. Posteriormente, tuvo lugar la entrega de premios.

La ceremonia concluyó con la entrega de los trofeos a los equipos, ya que la Champions Cup se cerró con el siguiente orden: Lahn-Dill (campeón), Galatasaray (subcampeón) y Elecom Sport Roma (tercero), cuyos miembros recibieron sus correspondientes medallas; Fundosa ONCE (cuarto), Capital Aces WBC (quinto), Rollis Zwickau (sexto), Santa Lucía (séptimo) y Toulouse IC (octavo).

Antes se entregaron los galardones individuales. Mateusz Filipski, del Galatasaray, recibió el trofeo al máximo anotador y después llegó el gran momento para el Fundosa ONCE, ya que sus jugadores Rafael Muiño y Alejandro Zarzuela posaron como integrantes del quinteto ideal.

El resto de componentes de este quinteto lo formaron Filipski (Galatasaray), Audrey Cayol (Elecom Sport Roma) y Ghazian Choudhry (Capital Aces WBC), de manera que el Fundosa ONCE fue el equipo con mayor peso específico en este grupo de elegidos.

Muiño no fue la primera vez que recibe esta distinción, ya que también entró en el quinteto ideal de la fase previa de la Andre Vergauwen Cup disputada en Izmir (Turquía) en 2004, cuando el base tinerfeño vestía los colores del Sandra Gran Canaria (actual BSR Las Palmas de Gran Canaria).

Ambos jugadores forman habitualmente del quinteto titular más fuerte del Fundosa ONCE, que completan Daniel Rodríguez, Ismael ‘Maki’ García y Petr Tucek. Así fue en los cinco partidos disputados en Estambul y en la mayor parte de los encuentros de la liga y de la Copa del Rey.

El base canario promedió en la Champions Cup un total de 4,4 puntos y 7,4 asistencias por partido, en tanto que el ala-pívot jerezano anotó 15,6 puntos y capturó 5,2 rebotes de media, pero más importante que los números fue su aportación dorsal a que el Fundosa ONCE volviera a disputar las semifinales de la competición después de seis años sin lograrlo.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí