Bronce para Nacho Fernández en el Internacional de Vitoria de bádminton

El gallego logra la única medalla del equipo español tras subir al podio en la prueba de dobles mixto junto a la austriaca Henriett Koosz.

0
85
Nacho Fernández durante un partido en el Internacional de Vitoria.

Apenas lleva cuatro años golpeando el volante de plumas y Nacho Fernández se encuentra en una línea ascendente de progresión técnica y madurez competitiva. Después de ganar en noviembre un bronce en el Mundial de Tokio, acabando con una sequía de 11 años sin medallas para España en esa competición, el gallego ha vuelto a subir al podio en el Internacional de Vitoria en la prueba de dobles mixto junto a la austriaca Henriett Koosz.

Un bronce se ha colgado en el Polideportivo Aranalde de la capital vasca, epicentro del bádminton durante esta semana (329 participantes de 45 países) ya que acogía el primer torneo clasificatorio para los Juegos Paralímpicos de París 2024. El jugador del Club Athlos de Ourense demostró una vez en la pista que se entiende a la perfección con Koosz, formando una de las mejores parejas del mundo en categoría WH1-2 (deportistas en silla de ruedas).

Lideraron con solvencia el grupo D con tres victorias frente a los canadienses Mikhail Bilenki y Yuka Chokyu (21-7 y 21-15), los ingleses Owen Kilburn y Sharon Jones-Barnes (21-12 y 21-10) y los australianos Lochan Cowper y Janine Watson (21-15 y 21-6). En cuartos de final superaron por 22-20 y 21-11 a la dupla formada por el chileno Jaime Aranguiz y la brasileña Ana Gomes, amarrando así un puesto en el podio. Solo cedieron en semifinales ante el italiano Yuri Ferrigno y la peruana Pilar Jauregui (7-21 y 11-21). La suya ha sido la única presea del equipo español en esta cita.

“Siempre es bonito alcanzar una medalla, te da energía, te fortalece para seguir entrenando y te hace creértelo un poco más. Henriett es una jugadora muy experimentada, de la cual aprendo en cada partido, sabe cómo motivarme y aportarme calma, ya que soy rápido e intenso. Formamos un tándem muy bueno y estamos disfrutando en esta categoría. Empiezo el año con ilusiones renovadas, con muchas ganas de competir y de trasladar lo entrenado a la pista. En este torneo el nivel ha sido brutal, incluso superior al del Mundial de Tokio, todos buscan su plaza en los Juegos Paralímpicos”, ha comentado.

Nacho Fernández junto a la austriaca Henriett Koosz.

En individuales WH2, Nacho llegó a las eliminatorias tras superar al alemán Jan-Gerriet Janssen (21-3 y 21-3) y perder frente al número uno del mundo, el japonés Daiki Kajiwara (5-21 y 7-21). En octavos no pudo con un hueso duro como es el israelí Amir Levi (10-21 y 12-21), ocho del ranking. Y en dobles masculino, junto a Paco Motero, no pasó de la fase de grupos tras encajar dos derrotas.

“En el individual no me noté fino, mis golpeos no eran los de los entrenos, quizás haya que cambiar algunas cosas. Para un español, pasar de fase de grupos en un torneo de este nivel es ya un logro, así que estoy contento. Pero necesitamos más apoyos para poder competirle a los 8 o 12 mejores del mundo. Por mucha ilusión y ganas que tengamos, sin la ayuda necesaria y los aportes técnicos-tácticos específicos que tienen otros países, será complicado”, ha lamentado.

El gallego se encuentra en un gran momento de forma, como viene demostrando en cada competición, siendo uno de los referentes del bádminton español. Y, sin embargo, pese a ser bronce mundialista, se ha quedado fuera de las becas del Plan Adop del Comité Paralímpico Español. “La proyección augura grandes cosas si la cabeza nos lo permite. A veces es complicado gestionar ciertas cosas que suceden, ver que un bronce en un Mundial haya sido insignificante para las instituciones te hace bajar un poco la moral y endurece el camino”, ha recalcado.

“Solo queda entrenar, ya que es mi pasión. Si continúo trabajando cosecharé muchas más medallas internacionales. La temporada se prevé larga y dura, voy a trabajar campeonato a campeonato siempre que nos lo permitan. En el deporte, por muy bien que lo hagas no siempre se dan los resultados o se consiguen clasificaciones, pero lo importante es el camino recorrido y el esfuerzo, que es innegociable”, ha apostillado.

La selección española de bádminton que ha competido en el Internacional de Vitoria. Foto: badminton.es

El onubense Paco Motero también cayó en octavos de final en WH1. Se había clasificado como segundo de su grupo con dos triunfos frente al irlandés Chris Stewart (21-3 y 21-6) y al mexicano Joaquín Isaac Palma (21-8 y 21-8), y una derrota con el coreano Jungman Choi (15-21 y 10-21), número uno del mundo. El brasileño Marcelo Alves Conceiçao le cortó el paso hacia los cuartos (14-21 y 4-21).

En categoría SU5 (discapacidad en extremidades superiores), Pablo Serrano cuajó una buena fase de grupos tras perder un partido con el taipeiano Gui Yu Pu (13-21 y 9-21) y ganar al inglés Sean O’Sullivan (21-12 y 21-15) y al peruano Alberto Cadenillas (21-9 y 21-5). Pero después cayó en octavos de final ante el indonesio Dheva Anrimusthi por 21-14 y 21-11. En dobles mixto el gijonés formó dupla con Manuel García Rosendo, logrando un pleno de victorias para ser primeros de grupo al ganar al indio Karan Paneer y al croata Josip Slivar (21-8 y 21-13), a los peruanos Jairo Aranguri y Alberto Cadenillas (21-11 y 21-17) y a los malayos Muhammad Fareez Anuar y Liek Hou Cheah (26-24 y 22-20). En cuartos fueron superados por el polaco Bartlomej Mroz y el singapurense Wei Ming Tay (7-21 y 10-21).

El joven granadino Iván Segura, que el año pasado sumó cinco medallas internacionales, no tuvo su mejor torneo en categoría individual SH6 (jugadores de baja estatura) y perdió sus tres encuentros, resultado que repitió en dobles mixto con la peruana Rosa Luisa Velasquez. En dobles masculino junto al francés Maxime Greboval se quedó a las puertas del bronce tras ser cuartos en un grupo único de cinco parejas, con dos victorias y tres derrotas.

Por su parte, el asturiano Jorge López alcanzó los octavos en WH1 tras imponerse al surcoreano Jaegun Jeong y al irlandés Michael Smith (21-5 y 21-7), y perdió con el brasileño Conceiçao (21-12 y 21-9) y con el alemán Thomas Wandschneider (8-21 y 4-21). También llegó hasta cuartos de final en dobles mixto con la francesa Marilou Maurel. En la fase de grupos tanto individual como en dobles se quedaron el resto de integrantes de la selección española: Cristina Sánchez (SU5), Antonio Osorio (SL3), Jaime Polo (SL3), Álex Santamaría (SL3), Javier González Garzón (SL4), Selenia Pla (SL4) y Juan Carlos Quintana (WH1). El próximo torneo será del 1 al 5 de marzo en Toledo.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí